La UE aprueba el “derecho a reparar” para prolongar la vida útil de los bienes de consumo

Hand putting wooden blocks with the Right to repair concept. Suitable for concepts as Right to repair and European comission proposal

El Parlamento Europeo ha dado un paso significativo hacia la sostenibilidad y la protección del consumidor al aprobar a finales de abril una reforma que introduce el “derecho a reparar”. Esta medida permitirá a los consumidores exigir la reparación de dispositivos como televisores, lavadoras y teléfonos móviles en lugar de su reemplazo, extendiendo la garantía del producto por doce meses adicionales si se opta por esta opción.

Claves de la Reforma

  1. Obligación de reparación: Los fabricantes deberán realizar las reparaciones necesarias “en un plazo razonable” y a un “precio razonable” si no son gratuitas. Esta disposición busca fomentar la elección de la reparación sobre el reemplazo.
  2. Elección del consumidor: Los consumidores podrán elegir entre reparar o reemplazar productos defectuosos durante el período de garantía. Si se elige la reparación, la garantía del vendedor se ampliará en 12 meses desde que el producto se repare, con la posibilidad de que cada país extienda aún más este período.
  3. Dispositivos sustitutos: Los consumidores que opten por la reparación tendrán derecho a un dispositivo de sustitución prestado o a una unidad reacondicionada mientras se efectúa la reparación.
  4. Formulario europeo de reparación: Se creará un formulario de información sobre reparación que los consumidores pueden solicitar a cualquier taller. Este formulario, aunque opcional para los talleres, será vinculante una vez ofrecido, aportando transparencia sobre las condiciones y el precio de la reparación.
  5. Plataforma online de reparación: Se lanzará una plataforma online para conectar a los consumidores con talleres de reparación y vendedores de productos renovados en su área, permitiendo búsquedas por ubicación y estándares de calidad, facilitando así la comparación de ofertas y aumentando la visibilidad de los talleres.

Impacto Ambiental

La Comisión Europea ha destacado que anualmente se generan en la UE 35 millones de toneladas de residuos, 30 millones de toneladas de recursos y 261 millones de toneladas de emisiones de gases de efecto invernadero. Gran parte de estos residuos son productos “viables” que podrían repararse y reutilizarse, lo que subraya la importancia de esta reforma para reducir el impacto ambiental y promover una economía más circular y sostenible.

Esta reforma aún requiere la aprobación final de los Veintisiete para ser adoptada como ley, pero representa un paso decisivo hacia una mayor sostenibilidad y protección del consumidor en la Unión Europea.