Uso de inteligencia artificial en la industria de maquinaria incrementaría hasta en un 50% la productividad

Bain & Company publicó la segunda versión de su Informe global de Maquinaria y Equipo 2024, en el que revela los futuros retos a los que se enfrentará el rubro y aquellas oportunidades que existen para la industria al adoptar innovaciones de vanguardia.

El reporte asegura que, al incorporar herramientas digitales, Inteligencia Artificial (IA), eficiencia operativa y prácticas sostenibles, las empresas podrían aumentar su rendimiento productivo entre un 30% a 50%. 

Por otra parte, la investigación revela que el 47% de las grandes empresas de maquinaria han hecho compromisos de circularidad, generando fuertes ganancias en eficiencia y sustentabilidad.

En este escenario, el estudio asegura que, de cara al futuro, las empresas de maquinaria diseñarán productos para una mayor longevidad, venderán más bienes como servicios y aprovecharán los mercados circulares, acciones que permitirán respaldar un modelo de negocio más sostenible.

“La integración de la inteligencia artificial en las empresas de maquinaria, además de representar un avance tecnológico, es una oportunidad estratégica para enfrentar los desafíos actuales de la industria. Al potenciar la eficiencia operativa y la toma de decisiones basada en datos, es posible incrementar la productividad y fomentar la competitividad en un mercado exigente para lograr modelos de negocio más sostenibles y orientados hacia la circularidad.” comenta Jordi Ciuró, socio de Bain & Company en México.

La Inteligencia Artificial como prioridad en los fabricantes

La investigación de Bain evidencia que un 75% de los ejecutivos del rubro manufacturero consideran la adopción de tecnologías emergentes como su principal foco en ingeniería e I+D.

Además, la investigación de la consultora internacional destaca el potencial que tiene la inteligencia artificial generativa para transformar el sector manufacturero, gracias a su capacidad de revelar ideas ocultas a partir de datos no estructurados para generar mejoras sustanciales en la productividad, el servicio al cliente y el rendimiento financiero. “La inteligencia artificial generativa, pese a que aún está en fases iniciales, tiene el enorme potencial de convertirse en una poderosa herramienta que no solo optimice la eficiencia operativa, sino que también permita desbloquear el potencial creativo latente en nuestros datos, para brindar soluciones revolucionarias que redefinan el panorama manufacturero. Será de gran importancia que las empresas continúen observando estas herramientas y mantengan una estrategia vanguardista.” concluye Jordi.