Prótesis reutilizadas para países en desarrollo

991
views
Prótesis reutilizadas para países en desarrollo

Por Megan Greenwalt del staff de 360º

La Organización Mundial de la Salud informa que del 85 al 95 % de los aproximadamente 40 millones de personas en todo el mundo que necesitan dispositivos protésicos u ortopédicos no tienen acceso a la atención. Además, debido a las regulaciones y la burocracia, estos dispositivos no se pueden reutilizar dentro de los EE. UU.

Penta Medical Recycling, una compañía de reciclaje médico sin fines de lucro, con sede en Nueva York, está buscando reutilizar prótesis usadas de los EE. UU. Las envía a seis países en desarrollo: Vietnam, Tailandia, Sri Lanka, Pakistán, Guatemala y Ecuador.

La compañía envió más de 850 componentes usados, que a su vez han proporcionado dispositivos protésicos que cambian la vida de más de 400 personas. Este año esperan colocar prótesis a mil personas más y llevar a Penta a más países en todo el mundo.

La compañía usa un modelo sustentable para hacer de lo que se considera un desecho médico, un equipo protésico viable. De esta manera se evita que los dispositivos terminen en vertederos y se ayudan a personas de escasos recursos.

Además, Penta Medical Recycling también trata de hacer que el proceso de donación sea lo más personal posible para alentar a las personas a entregar sus componentes usados.

Penta Medical Recycling se estableció en 2016 y cuenta con el apoyo de las universidades de Yale y Brown. En 2017, ganó el Reto del Decano de Yale College sobre Innovación Social y recibió una subvención de 15 mil dólares de la Beca del Instituto Empresarial de Yale.

Penta fue fundada en 2016 por Henry Iseman y Victor Wang de Yale, y Trang Duong, de Brown. Este equipo abordó el problema de enorme desperdicio en los EE. UU. y ahora ayuda a personas de todo el mundo que necesitan prótesis.

A través de sus socios nacionales e internacionales, Penta recolecta extremidades protésicas usadas de todo Estados Unidos y las reutiliza para amputados en Vietnam, Tailandia, Sri Lanka, Pakistán, Guatemala y Ecuador”.

La iniciativa comenzó en Vietnam, donde a cientos de miles de personas les faltaban extremidades, y el 95 % de ellas no tenía acceso a atención protésica o los medios para una prótesis.

“A lo largo de la investigación para resolver esta inaccesibilidad al cuidado, calculamos que cada año en los Estados Unidos se reemplazaban y descartaban unas 300 mil prótesis funcionales pero un poco anticuadas o desgastadas”, dice Iseman. “Convertimos estos dos problemas en una solución innovadora. Podríamos reutilizar aquí lo que se etiqueta como “desperdicio médico” y darle a alguien lejano y necesitado desesperadamente el regalo de la movilidad “.

Penta reutiliza principalmente los componentes de hardware de las piernas protésicas, como pies, pilones y rodillas.

Las prótesis de extremidades inferiores son las más necesarias en los países en los que trabaja la compañía. Además, otros equipos necesarios y no utilizados, como revestimientos especiales, calcetines y geles, se donan a través de Penta a sus organizaciones asociadas.

Las donaciones tienen pautas específicas , por ejemplo los dispositivos protésicos deben estar en condiciones de uso cuidadoso o no más de tres a cinco años, no deben romperse ni incluir componentes oxidados y si contienen una pieza rota, la pieza debe ser marcado en consecuencia y no comprometer los otros componentes.

En 2019, Penta se expandió a cuatro nuevos países: Sri Lanka, Pakistán, Guatemala y Ecuador, a través de alianzas con organizaciones gubernamentales de salud, hospitales privados y universitarios, clínicas individuales y organizaciones sin fines de lucro con sede en EE. UU.

En 2020, busca expandirse a Camboya y Laos, ya que limitan y conectan Vietnam y Tailandia. La organización sin fines de lucro también está desarrollando relaciones con organizaciones de la India y algunos países del oeste y norte de África.